El gobernador del estado, César Duarte Jáquez, dio a conocer que aceptarán íntegra la recomendación de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) por los señalamientos de violaciones a los derechos humanos en el caso del suicido de la niña ecuatoriana, Jhoselin Noemí Álvarez Quillay, registrado en un albergue en Ciudad Juárez.

La CNDH determinó que el gobierno estatal y la Procuraduría General de la República cometieron violaciones contra la seguridad física y psicológica, contra el debido proceso y acceso a una vida libre de violencia, de la niña migrante de 12 años.

La recomendación 22/2015 se compone de siete puntos dirigidos a la PGR y cinco al Gobierno del Estado de Chihuahua, entre los que incluye la capacitación obligatoria del personal de ambas instituciones, sobre los derechos de niñas, niños y adolescentes en contexto de migración no acompañados. Solicita que extiendan una disculpa pública a los familiares de la niña, en la que reconozcan su responsabilidad oficial y que elaboren protocolos de actuación basados en los estándares de protección especial de derechos humanos para niños, niñas y adolescentes.

También pidió que los dos entes giren instrucciones para que se aporten todos los elementos con motivo de las denuncias administrativas y penales que presentará la CNDH ante las autoridades competentes.

Fuente.

 

No hay comentarios