El tipo de pobreza que combate la Cruzada Nacional contra el Hambre aumentó en los últimos dos años. De los 7.01 millones de personas que son objetivo de esta estrategia para superar el hambre, la cifra aumentó a 7.14 millones de personas, es decir, hay 130 mil más que padecen pobreza extrema por alimentación pese a las acciones del gobierno federal.

Al iniciar operaciones en 2013, la Cruzada Nacional contra el Hambre consideró como su población objetivo a 7.01 millones de mexicanos en pobreza extrema alimentaria: aquellos que sobreviven con un ingreso mensual inferior al mínimo necesario para adquirir productos que garanticen su bienestar y que además, padecen al menos tres carencias sociales, entre ellas, la de alimentación.

La cifra de 7.01 millones de mexicanos se encuentra en el Plan Nacional de Desarrollo como la población que atiende la Cruzada, pero a dos años de que ésta arrancó, en realidad, ya hay más personas en pobreza extrema alimentaria, concluye un análisis de la organización Acción Ciudadana Frente a la Pobreza.

Los datos de la última Encuesta Nacional de Ingreso y Gasto en los Hogares (ENIGH) del INEGI muestran que los pobres extremos alimentarios pasaron de 7.01 millones de personas en 2012 a 7.14 millones dos años después. Pese a la operación de la Cruzada Nacional contra el Hambre hay 130 mil mexicanos más con hambre.

Este dato, de más mexicanos con pobreza extrema alimentaria, no ha sido dado a conocer por la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) para ajustar la población objetivo de la Cruzada. El aumento, detalla Acción Ciudadana Frente a la Pobreza, no sólo muestra cómo los mexicanos en pobreza y con hambre son más pese a la acción de la Cruzada si no cómo los alcances de la estrategia son muy limitados.

Fuente.

No hay comentarios