Había una vez, un joven entusiasta y lleno de creatividad que decidió realizar con poco presupuesto un cortometraje al que tituló “Pixels”, el cual, mostraba la ciudad de Nueva York siendo atacada por personajes de 8-bits sacados de videojuegos clásicos. Su idea fue tan original que el productor, director, actor y cómico Adam Sandler se hizo de los derechos para hacer de escasos dos minutos, un largometraje al cual tituló con el mismo nombre.

Si fuera un cuento de hadas pude haber dicho “y fueron felices para siempre”, el problema es que “Pixels” estrenada en todo el mundo recibió tantas críticas (como era de esperarse siendo un trabajo de Sandler) que bien podría marcar el adiós en la pantalla grande del actor quien (depende de como lo quieran ver) tendrá una residencia de estrenos en Netflix.

Es tan triste que lo que pudo haber sido una asombrosa película se haya vuelto un plagio de la ‘Antología del Interés II’, el genial capítulo de Futurama donde Fry, tiene que comandar los ejércitos de la tierra para luchar contra los alienígenas de aspecto arcade ochentero del planeta Nintendo 64 ¡debería haber una demanda de por medio!

pixels4

Pero no todo en ‘Pixels’ es malo, y para quien no la ha visto, este file trata de como unos extraterrestres malinterpretan las imágenes de los videos enviados al espacio por el planeta tierra, en donde se proyectaban los videojuegos de las máquinas recreativas y estas al ser de ataques, fueron consideradas como una declaración de guerra por algún planeta el cual decide atacar la tierra, empleando dichos juegos como modelos para el asalto.

El presidente de EEUU, Will Cooper (un muy poco animado Kevin James), recurre entonces a su gran amigo de la infancia y campeón de las maquinitas de los años 80, Sam Brenner ( un ya muy viejo Adam Sandler), quien actualmente trabaja como instalador de sistemas de home cinema, para encabezar un equipo de expertos jugadores de su época, cuya misión será derrotar a los extraterrestres y salvar al planeta. Monaghan interpreta al experto en armas del equipo.

Adam Sandler alguna vez fue una estrella taquillerísima: pensemos que de 2002 a 2013 todos los años tuvo una película que rebasó los $100 mdd en EU (excepto cuando experimentó con Siempre hay tiempo para reír, en 2009). Pero el año pasado no lo consiguió con Luna de miel en familia, y este año Pixeles debutó en segundo lugar, con apenas $24 mdd. La producción era una de las grandes apuestas de Sony, con un costo de $88 mdd, pues ni siendo dirigida por Chris Columbus (quien hizo Harry Potter y la Piedra Filosofal) logró los 100 millones de dólares.pixels2

¿Qué problema tiene “Pixels”? Su problema es que la vendieron en verano y es una película simplona. Es el mismo Adam Sandler que en casi todas sus películas, un chaval cool (aunque ahora viejo) que por problemas de autoestima está en el hoyo, y los villanos ¡nunca aparecen en acción! ¿Falta de presupuesto? Quizá si, quizá no, al final Pixels es una película divertida llena de ‘easter eggs’ para los geeks pero es tan solo entretenida para ver en casa ¡no es para el cine!

No hay comentarios