El presidente de Bolivia, Evo Morales ha recibido críticas tras difundirse en redes sociales una grabación donde ordena a un guardia que le aten la agujeta del zapato.

En el video, que no informa cuándo sucedió, se observa al mandatario entrar a un centro deportivo y se detiene para señalar que su zapato está desamarrado. De inmediato uno de sus agentes de seguridad se agacha y ataca la indicación mientras que Morales saluda y platica con otros asistentes.

Las reacciones negativas de ciudadanos y políticos opositores, no se han hecho esperar.

No hay comentarios