Definitivamente hay quienes por su profesión no pueden quedarse en casa durante la pandemia de covid. Los comunicadores, por ejemplo, deben salir a las calles para desempeñar su trabajo y mantener informada a la población.

Lamentablemente, el gremio de comunicadores, al igual que el de otras profesiones, ha sufrido bajas entre sus integrantes a pesar de las medidas que se toman para evitar contagios de coronavirus.

Al menos tres periodistas han fallecido tras contagiarse de covid mientras que otros, que también fueron afectados con la enfermedad, se recuperaron y reincorporaron a sus actividades.

El periodista Francisco Salazar, titular de Comunicación Social del Instituto Mexicano del Seguro Social de Nuevo León, falleció el pasado 27 de julio. De 56 años de edad, pasó casi la mitad de su vida siendo el enlace de medios del IMSS.

José Gerardo González, de 49 años, fotoperiodista que trabajó en diversos medios de comunicación locales también falleció víctima de coronavirus en el mes de julio.

El gremio periodístico reportó el deceso por coronavirus del locutor, productor y periodista Juan Baizán, quien falleció el pasado 7 de agosto.

Francisco Zuñiga, presidente de la Asociación de Periodistas de Nuevo León, “José Alvarado Santos”, lamentó los decesos y explicó que la profesión implica estar en el frente de batalla para conocer la verdad.

“Eso causa que algunos de nuestros colegas se hayan contagiado a pesar de las medidas que han tomado para evitarlo. Incluso algunos de los que han fallecido, tenían trabajo de oficina, pero aun así los alcanzó.

“Lamentamos los decesos de nuestros compañeros, quisiéramos que todos pudieran quedarse en casa durante lo que falte de la pandemia, pero debemos salir, buscar la noticia y procurar que ésta sea de utilidad para la sociedad”, señaló Zuñiga.

En junio, la Secretaría de Salud estatal confirmó un brote de covid en Palacio de Gobierno que afectó a 10 integrantes de los medios de comunicación. Al trascender los contagios las autoridades decidieron restringir el acceso a reporteros y camarógrafos para evitar más casos. A partir de ese mes la rueda de prensa diaria para informar sobre los casos y decesos por covid se realiza de forma virtual.