Este jueves Alemania ha solicitado en Viena un reparto “justo” de refugiados entre los países de la Unión Europea (UE) y por establecer procedimientos y estándares comunes en la tramitación de las solicitudes de asilo.

Frank-Walter Steinmeie, ministro alemán de Asuntos Exteriores declaró en una conferencia que “nos tenemos que poner de acuerdo sobre un reparto justo de los refugiados en Europa”.

Steinmeier aseguró que la situación no mejorará si se abandona a los socios europeos que cargan con el mayor peso de la crisis, y recordó que la solidaridad europea consiste en repartir las cargas.

Agregó que el problema no se solucionará con vallas, como la que construye Hungría en su frontera meridional con Serbia, por lo que abogó por procedimientos y normas comunes a todos los socios de la UE.

Alemania revisó drásticamente al alza la semana pasada la cifra de refugiados que espera recibir este año, para situarla en unos 800 mil, casi cuatro veces más que el año pasado, cuando registró el mayor flujo desde los años noventa.

El jefe de la diplomacia alemana recordó que el 40 por ciento de estos refugiados proceden de países de los Balcanes, especialmente de Albania, Kosovo y Montenegro.

“Los países que quieren entrar en la UE no pueden perseguir a personas”, afirmó Steinmeier sobre la necesidad de mejorar el respeto a los derechos humanos en la región.

Por otro lado, Serbia y Macedonia exigieron  más ayudas y un plan concertado de UE para poder gestionar la crisis humana causada por la ola de refugiados que pasan por esos países para llegar a Europa Occidental.

Fuente.

No hay comentarios